Alumnos promueven el gusto por el cine


POR JUAN MANUEL TIRADO JUÁREZ

Desde hace poco más de cuatro años, un grupo de alumnos —la mayoría de la licenciatura en Sociología— decidió emprender iniciativas sustentadas en su gusto y pasión por la cinematografía. Formaron la agrupación Cine Club UAMA, encargada de organizar exhibiciones de películas para la comunidad universitaria. Asimismo, se han dado a la tarea de organizar cursos (clínicas) en donde revisan la estética, el sentido y la creación de directores y guionistas, así como la producción cinematográfica. Para el periodo intertrimestral de enero, esta agrupación puso a disposición de los interesados la clínica Arma tu ciclo —explicó Gabriela Martínez Hernández, alumna de Sociología en entrevista colectiva con este medio—, en el cual los asistentes tuvieron la oportunidad de conocer cómo se organiza un ciclo de cine, la definición de los temas, dónde se consiguen las películas, proyectores, espacios de exhibición, entre otros materiales, y el manejo de la publicidad.

            Desde su fundación, el grupo ha propiciado la reflexión en torno a las películas: “Con las cintas evocamos y pensamos lo que vivimos, y de esa manera se engarza con la reflexión para propiciar la crítica”, apunta.

            Ya que los estudiantes no pueden desplazarse fácilmente a la Cineteca Nacional, el cine club hace posible que tengan al alcance filmes de calidad, realizados en distintas épocas y latitudes. Entrar a los auditorios de este plantel a ver una película acompañados de amigos y platicar sobre lo que vieron facilita la socialización, “no tiene comparación a verla en solitario o en casa”.

            Calixto Tonatiuh Cárdenas Pérez, del doceavo trimestre de Sociología y quien ha estado en el Cine Club desde hace cuatro años, informa que los asistentes al pasado curso ya están en posibilidades de unirse a este grupo o de formar otros colectivos con búsquedas semejantes.

            Uno de los integrantes fundadores, Francisco Agustín Bravo Castillo —en vías de egresar de la carrera— enfatiza que las tareas a realizar se organizan con un año de antelación y, con una propuesta enriquecida de arte y creatividad, sustentada en teóricos y obras de los más destacados cineastas, intentan tomar una ruta alejada de la lógica comercial que ha rodeado al cine. De igual forma, considera importante que la UAM pudiera contar con un centro de estudios cinematográficos que abriera nuevas perspectivas para los jóvenes interesados en abrazar esa línea de estudios. “Necesitamos más cultura en las universidades”.

Como muestra de ese espíritu propositivo y creativo, otro colectivo, Proyecto Fracaso, también se dio a la tarea de organizar la clínica Hagamos cine, con la intención de que los asistentes aprendieran los elementos básicos para realizar cine, así como proporcionarles herramientas para ver las películas con una mirada más especializada.

            La producción cinematográfica implica un proceso complicado y oneroso, lo cual no significa un obstáculo para que los alumnos sean creativos, puesto que las grabaciones se realizan con cámaras prestadas e incluso con teléfonos celulares; la idea es que este quehacer audiovisual esté al alcance de todos, apunta Yara Xiadani Ortega Herrera, del onceavo trimestre de la licenciatura en Diseño de la Comunicación Gráfica. La intención está en que se expresen con las herramientas disponibles; los recursos no son un limitante.

            Sobre el temario del curso, refiere que abordan creación de proyectos, preproducción, guión, producción, grabación, postproducción y difusión. Agrega que aprendió y obtuvo experiencia a través de los cursos ofrecidos por sus compañeros y por los organizados por el Centro de Enlace Estudiantil.

            Fruto de esos cursos, se ha realizado —entre otros videos— el cortometraje Creo que tengo un problema, donde se relatan los sucesos que rodean la vida de un muchacho que desarrolla una adicción, y el cine minuto Ruedas, proyectado en la Cineteca Nacional en el marco del Foro Mundial de la Bicicleta. Están preparando un corto del género musical junto con alumnos del Colegio de Ciencias y Humanidades (CCH) Azcapotzalco. Estas producciones citadas ser vistas en el portal de You Tube, dando click en Proyecto Fracaso, en https://www.youtube.com/channel/UCoXObV_q2ew6Ey7cpA0-M5g,

            Las clínicas son atractivas pues permiten que los participantes jueguen a ser directores, “que tomes las herramientas para poner en práctica tus dotes como creador, además de conocer más a fondo la esencia de las películas”, puntualiza Daniel Misael Ramírez Maldonado, del octavo trimestre de Diseño de la Comunicación Gráfica, que participó en las dos clínicas.

Anuncios

Acerca de alephUAM_A

Sección de Información y Divulgación, UAM Acapotzalco
Esta entrada fue publicada en Notas Preliminares Aleph y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s